Esos kilitos de más

Los 9 meses del embarazo son fascinantes por muchos motivos: la emoción de tener un ser creciendo dentro de ti, la ilusión de pensar cómo será, la felicidad de comenzar una nueva etapa (sea el primero, el segundo o el quinto, siempre es una nueva etapa), la diversión de los planes y las compras, y entre tantas otras cosas, la tranquilidad de poder comer y comer sin importar que engordes… Es la única vez en tu vida que te dirán, que pancita más bonita y no te lo estarán diciendo irónicamente.

Imagen
En: bebesymas.com

Yo recuerdo que me encantaba poder beber alguna bebida con gas sin importarme que me hinchaba, o ponerme camisetas que me quedaban ajustadas a la barriga sin que se salgan los rollos por todas partes, sacarme fotos a una barriga que mes a mes se hacía más grande, era genial!

En: bebesymas.com
En: bebesymas.com

Además, siempre piensas (y te dicen), apenas nazca el bebe lo adelgazas casi todo, “casi”, esa es la palabra clave aquí, porque ese “casi” son esos dos o tres kilitos que te van quedando a medida que pasan los meses, y que no logras bajar, al menos yo. Las primeras semanas fui bajando y bajando, y me sentía muy bien conmigo misma, además fui a la gimnasia postparto de abdominales hipopresivos, los cuales, creía, harían milagros en mi cuerpo y tendría una barriga más plana que la previa al embarazo. A esta ilusión se sumaba la conocida teoría que la lactancia materna ayuda a bajar de peso, solo que olvidaron decirme que también producía más hambre, en estos más de 10 meses de lactancia aún no ha habido suficiente azúcar que me deje saciada un día entero.

En: vidayestilo.terra.es
En: vidayestilo.terra.es

Y aquí estoy, con estos dos o tres kilos (depende del día) que no quieren salir de mi cuerpo. Hoy leí en el blog Una mama diseñadora una iniciativa que me vino como anillo al dedo #mamisrunners, una manera de motivarse entre las madres para hacer ejercicio, así que si me motivo bastante, igual empiezo a correr, si hasta compramos el cochecito para Mar pensando en ello, creo que está de moda entre las madres, o será que todas nos quedamos con esos kilitos de más.

En: charhadas.com
En: charhadas.com

Así que viendo que mis anteriores esperanzas de bajar de peso no tuvieron fruto, aún me queda una última: Mar pronto caminará y tendré que correr tras de ella todo el día, ahí seguro bajo esos kilitos de más!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s